(Ojo spoilers)

Llevo varios días muy conmocionada por lo que está ocurriendo en Europa respecto a los refugiados que llegan a nuestras costas (y sobretodo, los que no están llegando). Encuentro en las noticias el egoísmo de muchos Estados, entre ellos el mío (con Gobiernos apoyados por una gran parte de su población). Leo sobre la terrible situación que sufren estas pobres personas y veo las tristes y dolorosas fotos que nos llegan. Y de pronto me acuerdo de John Snow. Este joven tan apuesto que aparece en la serie de éxito Juego de Tronos (Game of Thrones) y que tiene un espíritu generoso y luchador. A primera vista no tienen nada en común estas dos ideas, sin embargo para mi hay una imagen que se me asemeja mucho.

John Snow, en la última temporada de la serie, se enfrenta a su comunidad por intentar ayudar a los “salvajes” que se encuentran al otro lado del Muro. Precisamente ese Muro ha sido construido para que los que viven al norte de él no puedan atravesarlo y así proteger los reinos del sur. Detrás de él viven “los salvajes” y unos seres malvados y sin escrúpulos llamados “Caminantes Blancos” que van matando todo lo que se encuentran a su paso, con el añadido de que cada muerto se convierte en uno más de su ejército (al estilo zombi) y así van agrandando su poder. John argumenta dos razones por las que ayudar a esta pobre gente: por un lado, la necesidad/dignidad humana de ayudar a los demás por el simple hecho de ser personas, y por otro, evitar que los seres malvados sean cada vez más fuertes y, por tanto, John y sus amigos se queden solos ante El Mal.

Cuando veo este capítulo, leo en foros y comento con amigos, siento que todos compartimos esa admiración por John por hacer lo correcto, por defender a otros que son distintos, que vienen de otros lugares y que hasta pueden dar miedo. Nadie parece poner en duda que John ha hecho lo que cualquier ser humano debería hacer por ayudar a otro, e incluso cualquiera que sueñe por un momento ser el propio John actuaría del mismo modo. John es el ideal que deseamos ser.

Ahora volvemos a nuestra realidad, esa en la que se agolpan unas 300.0000 personas (que provienen del otro lado del Muro) solicitando asilo, huyendo del terror y la guerra, y siento que John estaría muy molesto viendo como muchos Estados se desentienden del problema. Sin duda alguna estamos ante “la crisis humanitaria más importante en Europa desde la Segunda Guerra Mundial” como ya lo ha calificado la ONU, y sin embargo no estamos reaccionado como debemos. Señoras y señores, que esto es mucho peor que el famoso “Winter is coming” y no estamos haciendo nada. En Juego de Tronos la comunidad termina matando a nuestro protagonista porque estaba sólo. Así que por favor pido que todos los que sufrimos por esta situación, que sentimos que es indigno lo que les está pasando a estas personas y que queremos poner nuestro granito de arena, nos unamos en las redes sociales a exigir a nuestros gobiernos que           ACTÚEN!

Anuncios